11.9.07

Obras.


Mi centro está en obras. Hay escombros, cemento, restos de ventanas y varios amasijos de restos de persianas sobre el porche. Hay polvo, piedras, suciedad.

Lo mejor es que pronto los albañiles, que ahora pululan por el centro como una horda invasora y ajena a lo que les rodea, se marcharán; aparecerá una brigada de limpieza que ocultará las cicatrices de la obra y ejercerá de cirujano estético para que todo vuelva a ser como antes; quizá, como en esas operaciones, surta la ilusión de que es mejor que antes. Pero los cimientos, las paredes, los huecos de las ventanas, nosotros mismos, seguiremos ahí, con nuestras virtudes y defectos.

Por eso, quizá una metáfora, ahora que todo el proceso educativo de poner en marcha el curso está parado, olvidado bajo una nube de polvo de cemento, pienso si la educación es importante, incluso existe, porque está ahí o porque, algunos, pensamos en ella.

3 comentarios:

blanca dijo...

Oiga, Pepe, si hace falta un pinche...

Pepe dijo...

Jajajajajajaja, no vayas a pensar que vas descaminada. Ahora sólo hace falta que terminen la cocina.... Gracias por la visita y el apoyo.

blanca dijo...

"Pa de cuá" , colega jajaja